top of page

B l o g

Featured Posts
Archive

Tomar Terapia Floral y Constelaciones Familiares para potenciar el trabajo de ambas

La Terapia Floral y las Constelaciones Familiares, sean del estilo trabajado por Bert Hellinger, Constelaciones del Espíritu o algún tipo de Ancestrología o Metagenealogía son terapias completas en sí mismas, es decir, que pueden ser resolutivas sin otro apoyo terapéutico. No obstante, el trabajo combinado de la Terapia Floral y las Constelaciones Familiares ha demostrado, en mi experiencia, potenciar la toma de conciencia y el sostenimiento de la terapia, ayudando por tanto al éxito de la misma.




Las Constelaciones Familiares, o Trabajo Constelar como me gusta llamarlo, constituyen para mi una gran herramienta terapéutica. Presenta una gran versatilidad, ya que se puede realizar de forma individual o grupal, haciendo uso de información canalizada de ancestros o utilizando la información consciente que poseemos de nuestro sistema familiar. Se pueden realizar también diversos tipos de trabajos constelares: rituales, arteterapia, genealogías, ordenamiento simbólico de los árboles familiares, liberaciones verbales o guía terapeútica para otros tratamientos.


En cuanto a los talleres grupales. sabemos que gracias al campo morfogenético que se comparte en una constelación, no importa si las personas que participan de una terapia grupal no se conocen – quizás eso es una ventaja para quienes acuden a la terapia desde un punto de vista escéptico- y las palabras que dicen los compañeros en un taller cobran mayor peso. Y así como sabemos que ningún grupo se conforma por casualidad, la información que se recibe en un taller, gracias a este mismo campo compartido de energía, abarca a todo el conjunto de asistentes. Por tanto, cada constelación es una oportunidad de sanar para todos los que toman un taller.


En el trabajo individual, es factible observar más resistencias por parte del constelado. Quizás es porque también hay más posibilidades de rebatir lo que está planteando quien guía la constelación. Es por esta razón que suelo recomendar a mis pacientes que hagan primero un taller constelar antes de abordar un trabajo de forma individual.


La versatilidad de la Terapia Ancestral a la que antes aludía le permiten ser tanto la principal fuente de curación en una terapia como una herramienta secundaria. Los órdenes del amor se configuran como una visión potente para repensar las relaciones familiares y sociales, y permiten abordar de forma distinta enfermedades no sólo del alma, sino también físicas.


Es importante tener en cuenta que en una terapia constelar vamos a obtener información respecto del origen de las emociones o sentimientos que nos aquejan, y por tanto se debe realizar una elaboración de dicha información, es decir un cierre, ordenamiento o liberación de lo observado. En dicho proceso, posterior a la constelación, el uso de terapia floral es clave. Las esencias florales ayudan a aceptar con más apertura lo observado en el árbol genealógico, a entender lo que se debe sanar o liberar y a sostener la convicción de la importancia de los cambios que se deben realizar. El éxito de una terapia constelar mejora enormemente si además acompañamos el proceso posterior con terapia floral.





Follow Me
  • Grey Facebook Icon
  • Grey Twitter Icon
  • Grey Instagram Icon
  • Grey Pinterest Icon
bottom of page